El mundo como proyecto

jueves, diciembre 3rd, 2020

En las situaciones críticas como la que vivimos en la actualidad, puede evidenciarse en mayor medida que en  ocasiones más relajadas, cuando nuestro saber y nuestro actuar están todavía mutuamente relacionados. Un ejemplo de correspondencia entre saber y actuar podemos encontrarlo en la trayectoria personal y profesional del diseñador alemán Otl Aicher (1922-1091) del que el Museo de Bellas Artes de Bilbao presenta en la actualidad una interesante exposición: Arquitecura y Paisaje. Metro Bilbao. que proviene de los archivos de la HfG-Archiv (Escuela Superior de Diseño de Ulm) Alemania 

Otl Aicher alcanzó notoriedad como diseñador gráfico, por las soluciones que que dio a las imágenes corporativas de grandes empresas alemanas internacionalmente conocidas como Braun, el canal de televisión ZDF, los JJOO de Munich, Lufthansa Bulthaup y para la ciudad de Bilbao la imagen corporativa de Metro Bilbao, compuesta por los tres célebres aros rojos de diferente grosor que se desplazan unos dentro de otros, una figura abstracta que ha sido desarrollada a partir de los túneles y de las ruedas en movimiento. Este fue uno de sus últimos proyectos.

Lo que caracteriza a estas y otras obras suyas no es meramente la excelencia de las soluciones visuales aportadas, sino el hecho de que con sus propuestas lograra que las empresas para las cuales trabajaba revisaran la totalidad de sus actuaciones, entendiendo que toda acción, visual o no, produce imagen. Supo trasmitir a sus clientes que la imagen visual de las empresas no podía ser una mera operación cosmética, puesto que, en última instancia en una época tan vertebrada sobre lo visual y la comunicación y las audiencias, una empresa deviene lo que su imagen dice de ella. Los esfuerzos de Aicher se dirigieron siempre a conseguir esta unidad entre la apariencia visual y la manera de ser de una empresa.

En la imagen aparece al fondo el célebre banco de trabajo KWB de Bulthaup expuesto en Imatra en 2013 para la presentación  de la Serie Roure de la diseñadora donostiarra Ana Tena. Sobre la mesa roja de Tecta se pueden apreciar una serie de objetos pertenecientes a a la serie Cylinda- Line diseñados por Arne Jacobsen. Otl Aicher, Inge Scholl, Max Bill, Jacobsen, Alvar Aalto, produjeron objetos útiles y a la vez sofisticados, son un ejemplo de correspondencia entre saber y actuar de los que ahora mismo estamos tan necesitados.

De venta en Imatra. Calle Costa 12-14- 48010 BILBAO. info@imatrabilbao.com www.imatrabilbao.com

Hormiga

jueves, marzo 16th, 2017

No podemos vivir ni pensar si no es en fragmentos de tiempo, cada uno de los cuales sigue su propia trayectoria y desaparece inmediatamente. No obstante en Imatra insistimos en  dotar de un sentido renovado al productivismo de las vanguardias históricas  y rescatar lo utópico de su ideario.

Inicialmente diseñada sobre tres apoyos metálicos, unidos a la madera mediante conectores plásticos, Arne Jacobsen -su autor- ha sabido dotar a esta emblemática silla de una cualidad cuya modernidad atraviesa las décadas.

Series 7 TM

martes, enero 24th, 2017

The artist Tal R originally designed nine differents colours for Jacobsen´s Arne  masterpiece, the series 7 TM each and every colour represents a personal story

Fritz-Hansen 2

Rizoma

lunes, junio 1st, 2015

Con el antecedente previo de la influyente tradición nórdica, corresponde a Verner Panton (Dinamarca 1926/1998) incidir de forma decisiva en la evolución del diseño en los años 60 y 70 del siglo XX. Al incorporar nuevos materiales como el plástico, singulariza el uso sin prejuicios del color en sus creaciones, aunando ciencia y  tecnología al aplicarlas a un proceso artesanal que tiene su inicio en el estudio de Arne Jacobsen, donde se formó Verner Panton y que extiende sus ramificaciones en lo que sería el desarrollo -por entonces  incipiente- del diseño industrial  italiano 

Herzog-de-Meuron-Vitra-Haus-interior-3-600x400

Diseños de Arne Jacobsen y Verner Panton forman parte del fondo de Imatra

The drop (Rebirth of a classic)

jueves, septiembre 4th, 2014

En 1.956 al legendario arquitecto Arne Jacobsen le fue encomendado  por parte de la linea aérea escandinava S.A.S el  diseño del Royal Hotel. (1.956-60) Con este proyecto, tuvo la oportunidad de poner en práctica sus innovadoras teorías sobre el diseño integral, participando no solo en la construcción del edificio, sino creando también el mobiliario, y diseñando tapicerías y accesorios como manillas para las puertas o la cubertería.

Royal boceto

El edificio, fiel exponente del denominado Estilo Internacional en boga por entonces, denota una modalidad cubista de arquitectura difundida por todo el mundo desarrollado antes de la II Guerra Mundial. Su aparente homogeneidad  resulta engañosa, puesto que sus formas planas y desnudas se modifican sutilmente para responder a situaciones climáticas y culturales, pero no nos interesa detenernos  en la arquitectura del edificio, ya que en muchos aspectos,el Estilo Internacional fue poco más que una afortunada expresión.

606 room

Nos interesa centrarnos en el diseño del mobiliario y complementos, acaso porque los muebles diseñados para ese emblemático lugar, tanto las sillas Egg y Swan, así como la Drop, además de conferir a su autor un aura de reconocimiento universal, conservan íntegra en sí mismas, al día de hoy,  toda su capacidad de seducción al sugerir una temporalidad expandida, que apunta a nuestro presente más actual por utópico.

room 606

Es bien conocido que la cultura es uno de los conceptos centrales de las ciencias sociales, y cultura es un término polisémico, cuyos significados recorren un contínuo que se desplaza desde el materialismo al idealismo y desde los dominios de lo imaginario a lo conductual, pasando por los marcos conceptuales y de categorización. Es tal vez ese aura de sencillez y distinción lo que ha llevado a Fritz Hansen a poner en producción de nuevo, la mítica Drop

arne-2

Y es también la apuesta de Imatra en la presentación del inicio de la nueva temporada en el pabellón de la calle Costa 12-14 de BILBAO

The Danish architect Arne Jacobsen is renowned for treating his buildings as total works and completing the interiors with furniture, lighting and textiles of his own design

suite 606

Nowhere was this more true or Jacobsen´s talents in greater evidence than at the SAS House (1.956-60), which combined a satellite air terminal for the Scandinavian Airlines System and the Royal Hotel, the building utilized the latest technology which Jacobsen adapted to his own humanistic vision.

Naturaleza Artesana

miércoles, octubre 23rd, 2013

Uno de los arquitectos y diseñadores más influyentes del siglo XX, el gran Arne Jacobsen (1902/1971) creía que el diseño, la arquitectura y las artes podían funcionar como un todo unificado. Este ideal de síntesis artística es el leit motiv que Imatra persigue tenazmente en  sus propuestas expositivas. El caso que nos ocupa esta vez es la presentación de la SERIE ROURE de ANATENA, un banco realizado en  madera y junco que representa un canto a la Naturaleza Artesana. Para definir  conceptualmente la  Naturaleza Artesana, en el sentido que aquí nos interesa emplear,  hemos realizado una selección de muebles y objetos de arquitectos, diseñadores y artistas  pertenecientes a la segunda mitad del siglo XX  que mantienen la vigencia espontaneidad y belleza artesana que los ha llevado a abrir una brecha en la historia del diseño contemporáneo. Todo  lo mostrado  crea una circularidad envolvente alrededor de la pieza de  Anatena  

En sucesivas entradas  visitaremos virtualmente  la exposición deteniendonos y acercando el foco a los diferentes elementos que la conforman. En este primer post, invocamos al maestro Jacobsen y a su silla Serie 7 resuelta con láminas de madera contrachapada de abedul que al doblarse conforman respaldo y asiento, silla icónica donde las haya, que sigue  en producción desde 1.956.

Un ángulo del espacio está presidido por la escultura de Lucía Onzain HOLA FRIDA ¿Somos amigas? del año 1998. Esta delicada escultura aporta una resolución simbólica ampliada en lo que entendemos como arte, en un doble  sistema circulatorio: dos corazones unidos establecen una conexión exterior.

la foto 3[1]

 

Porque entendemos que una actividad productiva y su espacio de inscripción, no es otro que el espacio social presidido por los actos de intercambio.